¿Qué es la Inteligencia Artificial (IA)?

Hoy día urge reflexionar sobre qué es la inteligencia artificial (IA), pues, vivimos en un mundo en el que la ciencia ficción está superando la realidad.

Los pasos agigantados que da la tecnología no nos permite muchas veces estar al día con todo lo que ocurre en este campo y, precisamente, es la tecnología quien está detrás de todos los adelantos en Inteligencia Artificial.

Pero, ¿Qué es la Inteligencia Artificial (IA)?

La IA es un área científica que forma parte de la informática y su núcleo consiste en la creación de mecanismos y programas con el que se puedan poner en marcha comportamientos inteligentes.

Es decir, el concepto de IA está relacionado con la idea de que las máquinas puedan pensar como lo hacemos los seres humanos. Este tema es importante porque nuestras experiencias cotidianas cada vez son más diferentes, en la medida que esta inteligencia se va instalando en nuestro día a día. La IA también permite el análisis de datos en cantidades grandes, además que puede hacer predicciones de forma precisa e identificar patrones.

Es por ello que podemos ver cómo Google y Facebook, por ejemplo, nos hacen sugerencias de etiquetados en las fotos, ya que está basado en el reconocimiento de imagen.También nos podemos dar cuenta que Amazon nos hace ciertas recomendaciones, y entonces nos preguntamos, ¿cómo Amazon podía saber que yo quería este artículo?

El alcance de la IA

La IA cada vez llega más lejos, y la idea es que un día puedan incluso resolver problemas por nosotros, aunque muchas ya lo hacen. Los sistemas de IA son diseñados para que las máquinas puedan razonar y aprender tal como lo hacemos los humanos. Estos sistemas también permiten que la IA pueda hacer comparación de información y sea capaz de desarrollar tareas de orden lógico.

Historia de la Inteligencia Artificial

Aunque los sistemas sean sorprendentes e innovadores, no es nada nuevo el deseo del hombre por recrear la inteligencia humana. El filósofo Descartes ya había reflexionado sobre la posibilidad de existencia de autómatas inteligentes, y esto ocurrió en el siglo XVII. Por supuesto, tomó más tiempo para que le concepto fuese emitido como tal. Esto ocurrió en el siglo XX. Uno de los primeros pasos lo dio Alan Turing cuando diseñó un test según el cual un sistema fuese inteligente si este lograba actuar como lo haría un ser humano ante las preguntas de un juez. Más adelante, el informático John McCarthy fue quien hizo uso formal del término “Inteligencia Artificial”, cuando pronunció su discurso en la Conferencia de Darthmouth.

Desafortunadamente, muchos sientieron temor de invertir en este campo que parecía irreal y tuvo que transcurrir más tiempo para que los proyectos en el área ganaran confianza. Con el transcurrir del tiempo, la IA terminó por instalarse en nuestras vidas, y ahora es cuando luce más prometedora.

¿Cuáles son los tipos de Inteligencia Artificial?

Existen varios tipos de Inteligencia Artificial, de acuerdo a la clasificación que hicieron Stuart Russell y Peter Norvig, autoridades en las ciencias de la computación.

Así, hay sistemas:

  • Que piensan como los seres humanos: y su diseño está orientado a la toma de decisiones, automatización de actividades, aprendizaje y resolución de problemas.
  • Que actúan como los humanos: como las computadoras que ejecutan tareas tal como lo haría un humano. Por ejemplo: los robots.
  • Que piensan racionalmente: tratando de imitar el pensamiento de los humanos, y que estos sistemas puedan razonar, tener percepciones y actuar conforme a ello.
  • Que actúen racionalmente: tal como los agentes inteligentes, es decir, que imiten racionalmente el comportamiento humano.

Ejemplos de Inteligencia Artificial

Estos son algunos de los ejemplos más claros de Inteligencia Artificial que tenemos instalados en nuestra cotidianidad:

  • Dispositivos en la casa: tal como las aspiradoras o termóstatos inteligentes. Son dispositivos que nos ayudan en la tarea doméstica y hacen nuestra vida en el hogar más sencilla.
  • Anuncios personalizados: que encontramos cuando navegamos, y que son sistemas que trabajan con las redes sociales y los buscadores, de manera que encontremos anuncios llamativos.
  • Filtros de SPAM: este sistema es uno de los más que vemos, ya que, tanto Microsoft como Google, han trabajado para que nuestro correo esté libre de correos fraudulentos.
  • Chatbots: los cuales usan el Natural Language Processing (NLP), diseñado para establecer una comunicación con los seres humanos.
  • Vehículos autónomos: la automoción inteligente es un campo que cada día da pasos gigantes y su objetivo es prevenir accidentes o contribuir a que el vehículo lleve una trayectoria precisa.
  • Videojuegos: en esta área se puede notar con claridad cuánto ha avanzado la IA, pues, estos videojuegos brindan una experiencia cada vez más realista.
  • Asistentes virtuales: esto es simplemente una maravilla. Podemos pedir cosas, reconoce nuestra voz, nos puede hacer recomendaciones para entretenernos, entre otros.

Tal como hemos observado, la IA cada vez está más en nuestro mundo cotidiano. Pero, esto puede tener ciertas implicaciones, sobre todo éticas.

Leyes de regulación para la IA

Por tal motivo, el parlamento europeo ha propuesto seis leyes de la robótica, con el fin de que exista cierta regulación en su uso, evitando de este modo situaciones incontrolables a futuro.

Entre las leyes, se encuentran las siguientes:

  1. Los robos deben poseer un interruptor para emergencias y así prevenir situaciones de peligro.
  2. Está prohibido causar daño a los seres humanos. En lugar de ello, deben proteger a la raza humana.
  3. Se prohíben los vínculos emocionales.
  4. Los dueños de las máquinas de mayor impacto deben contratar un seguro para reparar posibles daños.
  5. Los derechos y las obligaciones se clasificarán legalmente.
  6. Las máquinas deben pagar impuetos, ya que su inserción en el mercado suplantará la mano de obra y, por tanto, se debe contar con un fondo para las ayudas de quienes estén desempleados.

Esta propuesta de leyes ha sido creada porque es un hecho el que la IA continuará desarrollándose a pasos inimaginables.

En efecto, el filósofo Nick Bostrom, adscrito a la Universidad de Oxford, prevé que para el 2075 ya existan máquinas tan inteligentes como los seres humanos.

Algunos temen que ese día llegue, mientras que otros lo esperan con ansías, dado que con ello se podrán conquistar más territorios, fuera y dentro del espacio.

Y tú, ¿qué opinas?

¡Cuéntamos que le pareció este artículo – Su opinión es importante para nosotros.

¡Si te gustó, comparte el artículo con tus redes sociales!

RECIBE LOS 5 SECRETOS PARA CERTIFICARTE

Escribe tu email en el siguiente formulario y le enviaremos la guia a su email

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *